¡Alarga la vida de tu impresora!

0
297

Todo producto necesita una atención y un mantenimiento adecuado y frecuente, para mantenerse en buen estado, pero unos más que otros. De este modo, no debemos olvidarnos de nuestras impresoras porque si las detenemos por mucho tiempo, al reiniciarlas el funcionamiento no es el mismo. Así mismo vamos a preparar un pequeño manual con el fin de poderlas mantener muchos más años.

Cabe destacar que no le damos el mismo uso a una impresora del hogar que a impresora que trabajo de forma constante en una oficina. Además, cada tipo de máquina tiene una problemática distinta y el mantenimiento tendrá algunos puntos específicos en los que deberemos indicar más que otros. Vamos a ver algunos de los trucos:

  • Seguir las especificaciones del fabricante; A la hora de instalar la máquina, en las recomendaciones de páginas impresas, número de usuarios que imprimen, reemplazo de consumibles y kits de mantenimiento, etc.
  • Realiza mantenimientos preventivos; Antes de encontrarnos que la máquina falla, en momentos de baja actividad deberíamos revisarla. Es la mejor forma de que la impresora funcione siempre cuando la necesitamos.
  • Para limpiar la impresora, desconectarla; Antes de apagar la máquina con el botón, desconectémosla de la corriente eléctrica, así evitaremos que se ponga en marcha accidentalmente conllevando a un problema mayor o incluso que las partes móviles al ponerse en marcha nos puedan generar algún dañ
  • Para quitar el polvo; Para esta acción deberemos utilizar materiales que no desprendan o dejen fibras como; algodón, bastoncillos… En caso de utilizar agua recomendamos destilada, en caso del alcohol debería ser isopropílico que no deja residuos una vez evaporado.
  • Bandeja de papel; A lo largo de la vida útil de la impresora, a causa del papel, va acumulando briznas que llegado a un punto puede atascar o hacer que las impresiones salgan con manchas. Una manera de evitar este problema es que al poner folios nuevos si observamos este tipo de suciedad realizar una limpieza, así nos evitará este problema.

En caso de que el papel se nos atasque es muy importante no forzar la hoja para liberarla, ya que lo más habitual es que se acabe rompiendo conllevando que alguna pequeña parte se quede enganchada lo cual puede hacer que existan más atascos. Para liberar el papel existen diferentes puertas para acceder al canal de arrastre desde donde podemos tratar de liberar la hoja atrapada suavemente y sin forzarlo.

  • Rodillos de arrastre; Para evitar que en el futuro las impresiones nos salgan defectuosas en el arrastre o que se nos atasque deberemos limpiar regularmente los rodillos o en caso de máquinas que ya tienen muchos años cambiarlo. Para realizar la limpieza bastara con impregnar un papel con algún producto específico de aerosol, sujetarlo para que el rodillo ruede sobre él con cuidado de no arrastrarlo y así se impregne del producto.
  • Limpieza de polvo y pequeños residuos; La mejor recomendación es utilizar botes de aire comprimido, utilizándolo a ser posible en un lugar exterior. Utilizar una pequeña aspiradora seria otra de las opciones para que recoja el polvo y residuos.
  • Alejar la impresora del polvo; Deberemos procurar mantener nuestra impresora alejada del polvo o tenerla cubierta siempre que no la utilicemos. En caso de estar en un almacén, taller… los cuidados a realizar deberán ser muchos má
  • Auto limpieza de cabezales; La opción de auto limpieza de cabezales está disponible en la mayoría de las impresoras. Si al observar que la máquina no imprime bien podemos ejecutar el test desde la opción de herramientas de impresió

Siguiendo estos pequeños trucos lograremos dar un buen uso a nuestra impresora, para que dure más tiempo y en mejor estado.