La economía circular en el sector textil

0
202

Bienvenidos un día más al blog de Empresarius, en el nuevo artículo de hoy queremos hablar del sector textil, ya que la economía circular, es un modelo de economía que cada vez se está extendiendo más, gracias a todos los beneficios que ofrece, y uno de los sectores donde ya se ha empezado a implantar es en el sector textil, aunque todavía queda mucho por hacer.

El principal problema de la industria textil

La industria textil es un sector en el que hay sobreproducción, por lo que produce una gran contaminación, ya que cada día son miles y miles de prendas de ropa en perfecto estado  que acaban en vertederos, por lo que se produce un gran impacto medio ambiental. A continuación, vamos a ver algunos de los datos de la industria textil, que necesitan un cambio:

    • La sociedad cada vez utiliza más productos textiles, concretamente ropa, y esto es un gran problema ya que hoy en día es una industria muy contamínate.
    • El ochenta por ciento de la ropa que no utilizamos acaba en un vertedero o en una incineradora, y únicamente el veinte por ciento de esta ropa se recolecta para reutilizarla o para reciclarla.
    • A la hora de fabricar artículos textiles, se desaprovecha una gran cantidad de agua y otros recursos naturales del planeta.

El gran paso hacia la economía circular

Cómo veis el sector textil necesita un cambio urgentemente y dar este gran paso hacia la economía circular, cambiando el sistema de economía lineal que existe hoy en día en la mayoría de empresas textiles el cual se basan en la extracción, la producción, el consumo y la eliminación, por un sistema en el cual cuando un producto llega al final de su vida útil, se pueda reaprovechar.

Para ello se deben hacer cambios en todos los procesos que se llevan a cabo en la industria textil, como en el diseño de los productos, la forma de comportamiento de los consumidores, nuevos modelos de gestión y de mercado, nuevo modo de conversión de residuos y mucho más. A continuación vamos a ver alguna de las medidas que se deben tomar y que muchas empresas ya han empezado:

    • Fomentar la moda sostenible y los mercados de segunda mano.
    • Optimizar la recuperación textil.
    • Fomentar la ecoconfección de los productos.
    • Crear un esquema de responsabilidad de los productores.
    • Mejorar las estadísticas de producción, recogida, reutilización y reciclado.
    • Fomentar cambios de comportamiento en los consumidores.